NEWS

#RETOSALUDABLE DE ENERO: REDUCIR EL CONSUMO DE AZÚCARES AÑADIDOS

La Gasol Foundation está comprometida con la mejora de los hábitos alimenticios y el estilo de vida de los niños, adolescentes y sus familias. Por esta razón, a través de nuestros proyectos en Estados Unidos, España y en nuestras redes sociales (con el hashtag #RetoSaludable), vamos a proponer cada mes un reto y compartiremos consejos sobre vida saludable para niños, adolescentes y familias.

Si el desafío del mes pasado era comer tres piezas de fruta al día, este mes la Gasol Foundation pide a las familias que hagan un esfuerzo extra y logren alcanzat el #RetoSaludable del mes de enero: Reducir la ingesta de azúcares libres/añadidos (monosacáridos (como glucosa, fructosa) y disacáridos (tales como la sacarosa o el azúcar de mesa) añadidos a los alimentos y bebidas por el fabricante, el cocinero o el consumidor y los azúcares presentes de forma natural en la miel, los jarabes, los zumos de frutas y los concentrados de zumos de frutas).

No más de 6 cucharaditas de azúcar añadido al día

berry-1851349_1920Los estudios muestran que los niños con una mayor ingesta de bebidas azucaradas tienen más probabilidades de tener sobrepeso u obesidad que los niños con un bajo consumo de bebidas azucaradas. Esta recomendación de reducir el consumo de azúcares libres es apoyada por una evidencia que muestra mayores tasas de caries dentales cuando la ingesta de azúcares libres es superior al 10% de la ingesta total de energía (en comparación con una ingesta de azúcares libres por debajo del 10% de la ingesta total de energía).

Se recomienda que los niños consuman menos de seis cucharaditas de azúcares añadidos al día (menos de 25 gramos). La ingesta de azúcar puede reducirse limitando el consumo de alimentos y bebidas que contengan altas cantidades de azúcar (por ejemplo, bebidas azucaradas, tentempiés azucarados y dulces); y comiendo frutas frescas y verduras como aperitivos en lugar de productos azucarados. La mayoría de los azúcares consumidos hoy en día están “ocultos” en alimentos procesados ​​que no suelen considerarse dulces. Por ejemplo, 1 cucharada de ketchup contiene alrededor de 4 gramos (alrededor de 1 cucharadita) de azúcares libres.


Consejos para reducir el consumo de Azúcar Añadido

Tentempiés:  Las opciones saludables para picar entre horas son la fruta (fresca, en conserva o congelada), frutos secos sin sal, tortas de arroz sin sal, pasteles de la avena, o palomitas de maíz hechas en casa. ¿Qué te parece un poco de hummus con pan de pitta y palitos de zanahoria? Puedes preparar también un sustituto de las barritas de cereales bajo en calorías – a pesar de su imagen saludable, muchas barritas de cereales prefabricadas pueden ser altas en azúcar y grasas. ¡Prueba nuestras barritas de granola caseras!

Comidas: Muchos de los alimentos que no consideramos como ‘dulces’ contienen una cantidad sorprendentemente grande de azúcar. Algunas sopas listas para cocinar, salsas y comidas listas para comer también pueden ser más azucaradas de lo que crees. Cuando comas fuera o compres comida para llevar, ten cuidado con los platos que son típicamente altos en azúcar, como algunas salsas de curry, así como ensaladas con aderezos como la César. También puedes animarte a preparar platos caseros. Si necesitas algunas ideas echa un vistazo a nuestras recetas saludables y sencillas.

Desayuno: Muchos cereales de desayuno son altos en azúcar. Intenta cambiarlos por cereales integrales o galletas tipo María. ¿Sabías que cambiar un tazón de cereales de desayuno azucarados por uno de cereales simples podría cortar 70 g de azúcar (hasta 22 cubos de azúcar) de tu dieta semanal? Combínalo con un poco de yogur y agrega algunos albaricoques secos picados o un plátano en rodajas o en puré, que es una manera fácil de conseguir tus 5 AL DÍA. ¡No te pierdas nuestra copa de yogur con galleta y frutas!

Postre: Elabora algunas reglas básicas. ¿Necesitas postre todos los días? ¿Tienes que comer chocolate, galletas y pastel todos los días? Si tcomieras este tipo de postres con menos frecuencia, ¿no crees que lo disfrutarías más? Los postres más saludables incluyen frutas frescas, congeladas, secas o enlatadas, así como un yogur bajo en grasa al que puedes agregar fruta.

Bebidas: Casi una cuarta parte del azúcar añadido en nuestra dieta proviene de bebidas azucaradas, como refrescos, bebidas energéticas o zumos azucarados. Prueba las variedades sin azúcar o, mejor aún, bebe agua o leche baja en grasa. Si generalmente tomas tu té o café con azúcar, reduce gradualmente la cantidad hasta poder cortarla por completo, o trata de cambiar a edulcorantes en su lugar. Prueba algunos nuevos sabores con infusiones, ¡o haz tu propio té con agua caliente y una rodaja de limón o jengibre!


 

Make It Healthy, Make It Fun

Además de estos consejos, hemos creado algunas tarjetas visuales que recogen algunos de los beneficios de reducir el azúcar añadido de nuestra dieta. ¿Qué os parece si los imprimimos y los pegamos en la puerta de la nevera o en el comedor? ¡Permitirá a toda la familia tener siempre en mente lo importante que es comer de forma saludable de una forma divertida y lograr nuestro #RetoSaludable prácticamente sin esfuerzo!

SHARING IS CARING